Ansiedad – Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento

Ansiedad - Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento

La definición de ansiedad es un término general que sirve para varios trastornos que causan nerviosismo, miedo, aprensión y preocupación. Estos trastornos afectan a nuestros sentimientos y comportamiento e incluso pueden manifestar síntomas físicos importantes. La ansiedad leve puede ser transitoria, mientras que la ansiedad severa puede ser muy debilitante y tener un impacto serio en la vida diaria.

Las personas a menudo experimentamos un estado general de preocupación o temor antes de enfrentarnos a algo como una prueba, examen o una entrevista. Estos sentimientos se consideran normales.

La ansiedad se considera un problema cuando los síntomas interfieren con la capacidad de una persona para reaccionar de una manera normal, dormir o supone un problema a la hora de afrontar las tareas cotidianas de la vida. La ansiedad se produce cuando una reacción está fuera de proporción con lo que normalmente podría esperarse en una situación.

Es una sensación de inquietud y preocupación, generalmente generalizada y desenfocada como una reacción exagerada a una situación que sólo es subjetivamente vista como amenazadora. Está acompañada a menudo por la tensión muscular, inquietud, fatiga y problemas en la concentración. La ansiedad puede ser apropiada, pero cuando se experimenta regularmente el individuo puede sufrir un desorden de ansiedad.

Es una emoción caracterizada por un estado desagradable de confusión interior, a menudo acompañado por comportamientos nerviosos, sensaciones subjetivas desagradables de miedo sobre acontecimientos anticipados, tales como la sensación de la muerte inminente. La ansiedad no es lo mismo que el miedo, que es una respuesta a una amenaza inmediata real o percibida, mientras que la ansiedad es la expectativa de amenaza futura.

Puede ser un estado temporal o durar a largo plazo. Mientras que la ansiedad del rasgo representa preocuparse de acontecimientos futuros, los desordenes de ansiedad son un grupo de desordenes mentales caracterizados por sensaciones de la ansiedad y de miedo.

Los desordenes de ansiedad son en parte genéticos pero pueden también ser debido a la adicción a las drogas, etilismo, la cafeína, y las benzodiacepinas que se prescriben a menudo para tratarla, así como la abstinencia de drogas. Ocurre a menudo con otros desordenes mentales, particularmente con el desorden bipolar, desordenes de alimentación, desorden depresivo fuerte o ciertos desordenes de la personalidad. Las opciones de tratamiento comunes incluyen cambios en el estilo de vida, medicación y terapia.

 

Ansiedad - Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento

 

Causas de ansiedad

Las causas de ansiedad pueden ser muy variadas y por diferentes factores como los factores ambientales, médicos, genéticos, químicos o una combinación de estos. Generalmente se desencadena por el estrés cotidiano. Generalmente la ansiedad es una respuesta a elementos externos, pero nosotros colaboramos con la costumbre de decirnos que lo peor va a suceder.

Factores externos y ambientales

Entre los factores ambientales que causan ansiedad se encuentran traumas como la muerte de un ser querido, abusos, desastres naturales, estrés en una relación personal, matrimonio, amistad o un divorcio. Estrés en el trabajo o dinero.

Uso de medicación o abuso de sustancias

Aproximadamente la mitad de los pacientes que se les diagnostican trastornos de ansiedad en hospital lo suelen hacer por dependencia al alcohol o a las benzodiazepinas. Más generalmente, también suele ser resultado de intoxicaciones por drogas ilegales como la cocaína o anfetaminas, la heroína, o de medicinas recetadas como las benzodiacepinas o los barbitúricos.

Ansiedad - Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento

 

Factores médicos

Se asocia con factores médicos como la anemia, asma, infecciones o enfermedades del corazón. Algunas causas relacionadas pueden ser estrés de una enfermedad médica, miedo a los efectos secundarios, tener síntomas de una enfermedad, o la falta de oxígeno por un enfisema o una embolia pulmonar.

Factores genéticos y química cerebral

Tener un historial familiar de ansiedad aumenta la probabilidad de poder desarrollarlo. Algunas personas pueden tener una predisposición genética a padecer el trastorno. En personas con niveles anormales de algunos neurotransmisores específicos en el cerebro son más propensas a sufrirla y el cerebro puede reaccionar de manera inadecuada en algunas situaciones.

 

Síntomas de ansiedad

Todos los trastornos comparten algunos síntomas de ansiedad generales:

Pánico, miedo e inquietud
Problemas para dormir
No ser capaz de permanecer tranquilo y tranquilo
Manos o pies fríos, sudorosos, entumecidos u hormigueo
Dificultad para respirar
Palpitaciones del corazón
Boca seca
Náuseas
Músculos tensos
Mareo

 

 

Tipos de ansiedad

Los trastornos de ansiedad se pueden clasificar en diferentes tipos de ansiedad dependiendo de los síntomas que se manifiesten en la persona. Los trastornos más comunes son:

Trastorno de ansiedad general

Es un trastorno crónico caracterizado por ansiedad excesiva durante largo tiempo y preocupación sobre situaciones y eventos generales de la vida.

Los que lo sufren sienten miedo y preocupación por salud, dinero, familia o trabajo, pero tienen problemas para identificar el miedo específico que controla sus preocupaciones. El miedo es generalmente poco realista o desproporcionado con lo que se pudiera esperar en esa situación. Las personas con el trastorno general suelen esperar el fracaso y el desastre hasta el punto que interfiere con sus actividades diarias y relaciones sociales.

Ansiedad - Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento

Trastorno obsesivo compulsivo

Es un trastorno caracterizado por pensamientos o acciones que son repetitivas, persistentes e intrusivos. Las personas con TOC saben que sus compulsiones son irracionales pero que sirven para aliviar su ansiedad. La lógica se adapta de diferentes maneras como supersticiones, insistir en caminar en una determinada manera o limpiarse obsesivamente las manos.

Trastorno de pánico

Es un tipo de ansiedad caracterizado por ataques repentinos de terror intenso que les lleva a tener agitación, confusión, mareos, náuseas e incluso dificultad para respirar. Estos ataques de pánico tienden a surgir de repente y luego pueden durar por horas. Suelen ocurrir después de experiencias aterradoras o estar expuesto a situaciones de estrés prolongado, pero también pueden ser espontáneo.

Un ataque de pánico puede llevar una persona a interpretarlo como una enfermedad llegando a la hipocondría en algunos casos. Además pueden causar cambios drásticos en su comportamiento para evitar futuros ataques.

Trastorno de estrés postraumático

Esta ansiedad surge de trauma anterior como pueda ser participar en una guerra, violaciones, o un accidente grave. Suele llevar a cambios de comportamiento para evitar ciertos estímulos.

Normalmente tienen recuerdos recurrentes perturbadores, evitación de recuerdos del suceso e hiperactividad, que da lugar posteriormente a recuerdos retrospectivos en la mente de la persona que lo vivió en el pasado.

Ansiedad - Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento

Fobias

Una fobia es un miedo irracional por el que se evita un objeto especifico o una situación concreta. Una fobia tiene una respuesta de temor identificada con una causa específica. El miedo puede ser irracional o desproporcionado por lo que la persona es incapaz de controlar la ansiedad que le provoca. Estos estímulos pueden ser situaciones, animales, objetos cotidianos.

Trastorno de ansiedad social

Es un tipo de fobia social que se caracteriza por un temor a ser juzgado negativamente por otros o por temor a ser sometido a vergüenza en público. Incluye sentimientos como el miedo escénico, miedo a la intimidad o miedo a la humillación. Este trastorno puede causar las personas a evitar situaciones públicas y contacto social hasta el punto de llegar al aislamiento.

Ansiedad - Que es, definición, causas, diagnostico, tratamiento, tipos

 

 

 

Diagnostico de la ansiedad

El diagnostico de la ansiedad lo realiza un psiquiatra, psicólogo o medico generalmente puede diagnosticarla e identificar las causas y sus síntomas. El médico hará una historia médica, le realizara un examen físico y pruebas que pueden proporcionar información útil sobre la condición médica que pueda causar su enfermedad u otros síntomas.

El primer paso es ver a su doctor para cerciorarse de que no hay problema físico que causa los síntomas. Si se diagnostica un trastorno de ansiedad, un profesional de la salud mental puede trabajar con usted en el mejor tratamiento. Desafortunadamente, muchas personas con trastornos no buscan ayuda y no se dan cuenta de que tienen una enfermedad que tiene tratamientos eficaces.

Para ser diagnosticado con ansiedad una persona debe:

Preocuparse excesivamente y estar ansioso sobre varios eventos o actividades por lo menos seis meses. Dificultad para controlar la preocupación y debe interferir con la vida diaria, causando a la personas dificultad para desarrollar una vida normal.

Debe tener al menos tres de los siguientes síntomas relacionados con la ansiedad: inquietud, fatiga, irritabilidad, tensión muscular, dificultad para dormir o dificultad para concentrarse.

Los pacientes a menudo presentan síntomas similares a la depresión clínica y al contrario. Si el foco de la ansiedad se limita a un trastorno de ansiedad particular, se diagnostica ese trastorno en particular como por ejemplo se puede diagnosticar trastorno de pánico si la ansiedad se centra en preocuparse por tener un ataque de pánico, o fobia social si se preocupa por pasarlo mal en público, o hipocondría si se preocupa por tener una enfermedad grave.

 

Tratamiento de la ansiedad

El tratamiento de la ansiedad es distinto según la persona ya que aunque cada trastorno de ansiedad tiene características únicas, la mayoría responde bien a dos tipos de tratamiento: psicoterapia y medicamentos. Estos tratamientos se pueden dar solos o en combinación. La terapia de comportamiento cognitivo es un tipo de terapia que puede ayudar a una persona a aprender manera diferente de pensar, reaccionar y comportarse para ayudar a sentirse menos ansioso.

Los trastornos de ansiedad y la depresión son tratables y la gran mayoría de las personas pueden ser ayudados por un profesional. El éxito del tratamiento varía y algunos pueden responder al tratamiento después de algunas semanas o meses, mientras que otros pueden necesitar más de un año. El tratamiento puede ser complicado si las personas tienen más de un trastorno de ansiedad o si sufren de depresión, abuso de sustancias u otras condiciones coexistentes. Esta es la razón por la cual el tratamiento debe ser adaptado específicamente para cada individuo.

Los medicamentos no curan los trastornos de ansiedad pero pueden dar un alivio significativo de los síntomas. Los medicamentos más comúnmente usados son los ansiolíticos, generalmente recetados un corto período de tiempo, y los antidepresivos. Los betabloqueantes, utilizados para las afecciones cardíacas, a veces se utilizan para controlar los síntomas físicos de la ansiedad.

 

Terapia cognitivo conductual

Es un tratamiento probado, altamente eficaz que see centra en la identificación, la comprensión y el cambio de los patrones de pensamiento y comportamiento. Los beneficios se suelen ver en 12 a 16 semanas, dependiendo de la persona.

En este tipo de terapia el paciente está activamente involucrado en su propia recuperación, tiene un sentido de control, y aprende habilidades que son útiles a lo largo de la vida. Suele incluir la lectura del problema, mantener registros entre las citas y completar las asignaciones de tareas en las que se practican los procedimientos de tratamiento. Los pacientes aprenden habilidades durante las sesiones de terapia, pero deben practicarlas repetidamente para ver mejoras.

 

Medicación para la ansiedad

La medicación es útil para aliviar los síntomas de ansiedad generalizada y se prescribe a menudo conjuntamente con otras terapias. Algunos tipos medicación se prescriben generalmente a corto plazo. Los diferentes trastornos tienen diferentes medicaciones. Algunos son preventivos y algunos están diseñados para tratar el problema.

Al tratar los trastornos de ansiedad, los antidepresivos, en particular los ISRS, han demostrado ser eficaces. Otros fármacos ansiolíticos incluyen las benzodiazepinas, como alprazolam, diazepam y lorazepam. Estos medicamentos  tienen un riesgo de adicción o tolerancia por lo que las dosis más altas y más altas son necesarias para lograr el mismo efecto, por lo que no son tan deseables para el uso a largo plazo.

Otros posibles efectos secundarios incluyen somnolencia, mala concentración e irritabilidad. Algunos fármacos anticonvulsivos y algunos antipsicóticos atípicos también se utilizan ocasionalmente para tratar los síntomas de ansiedad o trastornos.

 

Tratamiento natural para la ansiedad

Como tratamiento natural para la ansiedad las técnicas de manejo del estrés y la meditación pueden ser útiles. Los grupos de apoyo  pueden proporcionar una oportunidad para compartir experiencias y estrategias de afrontamiento. Aprender más sobre los detalles de un desorden y ayudar a la familia y a los amigos a entender mejor también puede ser útil. Evite la cafeína, que puede empeorar los síntomas y consulte con su médico acerca de cualquier medicamento.

 

Meditar

El tipo adecuado de meditación puede proporcionar un profundo reposo. El descanso es la forma de la naturaleza de disolver el estrés y la ansiedad. El cuerpo humano está diseñado para eliminar eficazmente el estrés durante el sueño. Sin embargo el ritmo de la vida es intenso y el insomnio es generalizado.

Una de las meditaciones más populares y efectivas, la técnica de meditación trascendental que  ha sido científicamente probada para producir un profundo estado de relajación en el cuerpo.  Durante los veinte minutos de meditación, se experimenta un estado único de alerta que reduce el estrés y la fatiga. La investigación indica que contribuye a la calma y la tranquilidad interna y fue dos veces más eficaz que otras técnicas como la relajación muscular progresiva.

 

Ejercicio

El ejercicio puede reducir la ansiedad y las pruebas de seis análisis concluyeron que el ejercicio se correlacionó significativamente con la reducción de la ansiedad. En particular, las siguientes variables mostraron el mayor efecto sobre la disminución de la ansiedad: ejercicio aeróbico como la natación, ciclismoen comparación con anaerobio.

Se recomienda 30 minutos de ejercicio moderado diariamente, investigaciones recientes concluyeron que un entrenamiento de alta intensidad tuvo un mayor efecto sobre la reducción de la ansiedad que un ejercicio de intensidad moderada o inferior. Las mujeres se beneficiaron especialmente de la rutina de alta intensidad. Por favor consulte con su médico antes de comenzar una nueva rutina de ejercicios.

 

Comer sano

Un estudio examinó los hábitos dietéticos y los niveles de depresión y ansiedad de más de 1.000 mujeres durante 10 años. Las mujeres que comían una dieta de comida rápida, alimentos procesados, granos refinados y dulces eran más propensos a estar deprimidas o ansiosas que aquellos que comían una dieta más tradicional de verduras, frutas, granos enteros, carne y pescado.

Para mejorar el estado de ánimo añada queso, cacahuetes, las nueces, las semillas de sésamo, avena, leche y los plátanos a su dieta.

Estos alimentos contienen triptófano que ayuda al cerebro a producir el neurotransmisor serotonina que  promueve los sentimientos de bienestar y calma. Reduzca su consumo de alcohol y cafeína en 50%. Luego lentamente, durante un período de 10 días reduzca su cafeína y consumo de alcohol un 10% cada día. La cafeína aumenta la ansiedad y afecta negativamente el sueño en aquellos que padecen trastornos de ansiedad.

Dejar respuesta