Colesterol – Definición, tipos, niveles normales, síntomas

El colesterol es un compuesto soluble en lípidos ceroso que se encuentra sólo en los tejidos animales y forma parte de los esteroles que son un componente de cada célula del cuerpo como parte de la estructura de las membranas celulares. Facilita la absorción y el transporte de ácidos grasos. También actúa como precursor de la síntesis de varias hormonas como el cortisol, la cortisona, la aldosterona en las glándulas suprarrenales, las hormonas sexuales progesterona, estrógeno y testosterona. A veces se precipita junto con otros compuestos en la vesícula biliar para formar cálculos biliares.

El colesterol se encuentra en los alimentos de origen animal y se sintetiza continuamente en el cuerpo, principalmente en el hígado. Los niveles crecientes de colesterol de la lipoproteína de baja densidad se pueden asociar a la ateroesclerosis, mientras que los niveles más altos de colesterol de la lipoproteína de alta densidad parecen reducir el riesgo de sufrir la enfermedad cardíaca. Los niveles normales de colesterol en la sangre son de 150 a 200 mg/dl o 3,9 a 5,2 mmol/l.

Se necesita para formar las hormonas esteroides esenciales, cortisol, corticosterona y aldosterona, las hormonas sexuales masculinas y femeninas y los ácidos biliares. Se sintetiza en el hígado y una gran cantidad de colesterol pasa por el conducto biliar hacia el intestino todos los días. La mayor parte se reabsorbe. Una dieta alta en grasas saturadas estimula los niveles altos de colesterol en la sangre. La fibra dietética soluble y la medicación pueden limitar el colesterol intestinal y prevenir su reabsorción. El colesterol se lleva a los tejidos en pequeños portadores de colesterol llamados lipoproteínas de baja densidad. La oxidación de éstos permite que el colesterol sea depositado en las paredes de arterias que causan el engrosamiento de éstas.

 

 

Colesterol – Definición, tipos, niveles normales, síntomas

 

 

 

En bioquímica el colesterol es un alcohol esteroide que se encuentra en grasas y aceites animales, bilis, sangre, tejido cerebral, leche, yema de huevo, vainas de mielina de fibras nerviosas, hígado, riñones y glándulas suprarrenales. Es un precursor de los ácidos biliares y de las hormonas esteroides, y ocurre en el tipo más común de cálculo biliar, en el ateroma de las arterias, en varios quistes, y en el tejido carcinomatoso.

La mayor parte del colesterol del cuerpo es sintetizado por el hígado, pero parte se obtiene de la dieta de los alimentos derivados de animales. Los alimentos derivados de plantas no tienen colesterol. Se une a ciertas proteínas para formar las lipoproteínas y dos lipoproteínas séricas son las lipoproteínas de alta densidad HDL y las lipoproteínas de baja densidad LDL.

Se ha demostrado que los niveles altos de colesterol sérico total están asociados con un alto riesgo de enfermedad coronaria e infarto de miocardio. El equilibrio entre el HDL y el LDL es más significativo que la concentración total de colesterol en la sangre. El riesgo de enfermedad cardíaca coronaria aumenta a medida que el LDL aumenta y el HDL disminuye.

Debido a que el HDL promueve la eliminación del exceso de colesterol de las células y su excreción del cuerpo, se cree que es beneficioso. En cambio, el LDL recoge el colesterol de las grasas ingeridas y de las células que la sintetizan en el cuerpo y la entrega a los vasos sanguíneos y los músculos donde se deposita en las células. La concentración en las células dentro de los revestimientos de las arterias contribuye a la acumulación de placas ateroscleróticas.

Aquellas personas que tienen alto riesgo de padecer enfermedades cardíacas, ya la tienen o son obesas pueden hacer una dieta para bajar el colesterol y deben limitar la cantidad de grasas y lipidos en los alimentos que comen.

Los niveles de LDL se pueden reducir limitando la ingesta dietética de grasas saturadas y colesterol. Las vísceras animales y las yemas de huevo son altas en colesterol. Los niveles HDL se pueden regular haciendo ejercicio, dejando de fumar y perdiendo el exceso de grasa del cuerpo.

Un tercer tipo de lipoproteína se conoce como lipoproteína de muy baja densidad o VLDL con preponderancia de triglicéridos y muy poco colesterol. El triglicérido es el tipo básico de lípido utilizado para el almacenamiento de energía. No se conoce el papel de los triglicéridos séricos en la formación de placas ateroscleróticas.

 

 

 

 

Tipos de colesterol

El colesterol es transportado a través de su torrente sanguíneo por los portadores lípidos y las proteínas llamadas lipoproteínas. Dos tipos de lipoproteínas llevan el colesterol a y de las células. Uno es lipoproteína de baja densidad, o LDL. El otro es lipoproteína de alta densidad, o HDL. La cantidad de cada tipo de colesterol en la sangre se puede medir con un análisis de sangre.

Colesterol LDL o colesterol malo

Piense en ello como el colesterol menos deseable ya que contribuye a la acumulación de grasas en las arterias en la ateroesclerosis. Produce la acumulación de placas en las arterias y aumenta el riesgo de infarto, accidente cerebrovascular y arteriopatía periférica que pueden estrechar las arterias en las extremidades.

 

Colesterol HDL o colesterol bueno

Piense en ello como el colesterol saludable por lo que tener los niveles más altos es mejor. Los expertos creen que el HDL actúa llevando el colesterol lejos de las arterias y de regreso al hígado. Un nivel de colesterol HDL saludable puede proteger contra ataques cardíacos y derrames cerebrales. Los estudios muestran que los niveles bajos de colesterol HDL aumentan el riesgo de enfermedades cardíacas. El colesterol HDL no elimina completamente el colesterol LDL. Sólo un cuarto a un tercio del colesterol en la sangre es llevado por el HDL.

 

Triglicéridos

Los triglicéridos son el tipo más común de grasa en el cuerpo y almacenan el exceso de energía de su dieta. Un alto nivel de triglicéridos combinado con colesterol HDL bajo o colesterol LDL alto está relacionado con acumulaciones grasas en las paredes de las arterias. Esto aumenta el riesgo de ataque cardíaco y accidente cerebrovascular.

 

 

Colesterol – Definición, tipos, niveles normales, síntomas

Colesterol niveles normales

La prueba de laboratorio de los niveles normales de colesterol en la sangre se utiliza a menudo como prueba preliminar para un desorden de los lípidos de la sangre. Aunque los valores normales para el colesterol total de la sangre varían según la edad, la dieta y la nacionalidad, los niveles superiores a 200 mg/dl indican una necesidad de pruebas adicionales y de esfuerzos para reducir el nivel de colesterol.

En general, a medida que el nivel de colesterol total se eleva por encima de 150 mg/dl, el riesgo de enfermedad arterial coronaria aumenta gradualmente. Las personas con niveles por encima de 260 mg/dl pueden requerir medicación para disminuir sus niveles de LDL y reducir el riesgo de enfermedades cardíacas.

Los niveles crecientes de colesterol en la sangre se encuentran en la enfermedad cardiovascular, la ateroesclerosis, la ictericia, el hipotiroidismo y la diabetes descompensada por lo que seria recomendable aprender como bajar el colesterol.

El colesterol existe en una forma libre y esterificada: el cociente del colesterol libre al esterificados es significativo en el diagnostico de ciertas enfermedades como la enfermedad biliar hepática, enfermedades infecciosas, y la hipercolesterolemia. Los niveles reducidos de colesterol en sangre se observan cuando hay malabsorción en el tracto intestinal, en la anemia perniciosa, la ictericia hemolítica, el hipertiroidismo y el cáncer terminal.

Colesterol niveles normales para adultos

Los niveles de colesterol total inferiores a 200 miligramos por decilitro (mg/dl) se consideran deseables para los adultos. Una lectura entre 200 y 239 mg/dl se considera la frontera alta y una lectura de 240 mg/dl y arriba se considera alta.

Los niveles de colesterol LDL deben ser inferiores a 100 mg/dl. Los niveles de 100 a 129 mg/dl son aceptables para las personas sin problemas de salud, pero pueden ser una preocupación para aquellos con enfermedades cardíacas o con factores de riesgo de enfermedad cardíaca. Una lectura de 130 a 159 mg/dl es límite alto y 160 a 189 mg/dl es alto. Una lectura de 190 mg/dl o superior se considera muy alta.

Los niveles de HDL deben mantenerse más altos. Una lectura de menos de 40 mg/dl se considera un factor de riesgo importante para la enfermedad cardíaca. Una lectura de 41 mg/dl a 59 mg/dl se considera límite bajo. La lectura óptima para los niveles de HDL es de 60 mg/dl o superior.

Colesterol niveles normales para niños

Los niveles normales aceptables de colesterol total y LDL en los niños son diferentes.

Un rango aceptable de colesterol total para un niño es menor que 170 mg/dl. El límite de colesterol total alto para un niño varía de 170 a 199 mg/dl. Cualquier lectura del colesterol total sobre 200 en un niño es demasiado alta.

Los niveles de colesterol LDL de un niño también deben ser más bajos que los de un adulto. El rango óptimo de LDL para un niño es menor que 110 mg/dl. La frontera es de 110 a 129 mg/dl mientras que el limite está sobre 130 mg/dl.

 

 

 

 

 

Colesterol síntomas

El colesterol alto no causa síntomas y usualmente se encuentra durante un examen de sangre que mide los niveles. Algunas personas con trastornos lipídicos raros pueden tener síntomas como protuberancias en la piel, las manos o los pies, las cuales son causadas por depósitos de colesterol extra y otros tipos de grasa.

Un análisis de sangre es la única manera de saber si está demasiado alto. Esto significa tener un nivel total de colesterol en la sangre por encima de 240 miligramos por decilitro. Su médico puede sugerirle que le revisen con más frecuencia si tiene antecedentes familiares de hipercolesterolemia o si tiene factores de riesgo como presión arterial alta, fuma o tiene sobrepeso.

El colesterol alto típicamente no causa ningún síntoma. En la mayoría de los casos causa situaciones de emergencia como un ataque cardíaco o un derrame cerebral que pueden resultar del daño causado por el colesterol alto.

Estos eventos ocurren cuando el colesterol alto forma placas en sus arterias. La placa puede estrechar las arterias por lo que menos sangre puede pasar. La formación de la placa cambia el revestimiento arterial y lleva a complicaciones serias.

Enfermedad de la arteria coronaria

Los síntomas de la enfermedad cardíaca pueden ser diferentes para hombres y mujeres y sigue siendo una de las primeras causas de mortalidad en el mundo. Los síntomas más comunes incluyen angina, dolor torácico náusea fatiga extrema dificultad para respirar dolor en el cuello, mandíbula, abdomen superior, entumecimiento o frio en las extremidades

Accidente cerebrovascular

En el ACV la acumulación de placa puede poner en grave riesgo el suministro de sangre a una parte del cerebro. Esto ocurre cuando se produce un accidente cerebrovascular y es una emergencia médica. Es importante actuar rápido y buscar tratamiento médico si experimenta los síntomas de un derrame cerebral. Estos síntomas incluyen pérdida repentina de equilibrio y coordinación, mareos repentinos, asimetría facial, incapacidad para moverse, particularmente afectando un lado, mezcla palabras o tiene visión doble.

Ataque cardíaco

La ateroesclerosis, sucede lentamente con el tiempo y no tiene síntomas. Eventualmente una placa puede romperse y se forma un coágulo de sangre alrededor de la placa. Puede bloquear el flujo sanguíneo al músculo cardíaco y privarlo de oxígeno produciendo isquemia. Cuando el corazón se daña, o parte del corazón comienza a morir debido a la falta de oxígeno se llama un infarto. Los signos de un ataque cardíaco incluyen opresión en el pecho, dolor, o dolores en el pecho o en los brazos dificultad para respirar ansiedad o una sensación de mareo inminente, náuseas, indigestión o ardor de estómago excesivo.

Enfermedad arterial periférica

La arteriopatía periférica puede ocurrir cuando la placa se acumula en las paredes de las arterias y bloquea el flujo de sangre en las arterias que suministra sangre a los riñones, los brazos, el estómago, las piernas y los pies. Los síntomas pueden incluir calambres, fatiga y dolor en las piernas durante la actividad o ejercicio, claudicación intermitente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here