Función del hígado en el cuerpo humano

La función del hígado principal es filtrar la sangre y eliminar las toxinas, pero el hígado es un órgano esencial que tiene muchas funciones en el cuerpo, incluyendo la producción de proteínas y factores de coagulación sanguínea, la fabricación de triglicéridos y colesterol, la síntesis de glucógeno y la producción de bilis.

El hígado humano adulto pesa aproximadamente 1,4 kilos y se encuentra en la parte superior derecha del abdomen por debajo del diafragma. Ocupa la mayor parte del espacio debajo de las costillas y algo de espacio en la parte superior izquierda del abdomen.

Tiene dos lóbulos en los que se puede distinguir un lóbulo derecho más grande y un lóbulo izquierdo más pequeño. Los dos lóbulos están separados por una banda de tejido conectivo que ancla el hígado a la cavidad abdominal. La vesícula biliar, donde se almacena la bilis, se encuentra en un pequeño hueco en la parte inferior del hígado.

Muchos canales que transportan sangre y bilis discurren entre las células hepáticas. La sangre que viene de los órganos digestivos fluye a través de la vena porta al hígado, llevando nutrientes, medicamentos y también sustancias tóxicas.

Una vez que llegan al hígado, estas sustancias son procesadas, almacenadas, alteradas, desintoxicadas y devueltas a la sangre o liberadas en el intestino para ser eliminadas. De esta manera, el hígado puede, por ejemplo, eliminar el alcohol de la sangre y eliminar los subproductos de la descomposición de los medicamentos.

Se pueden presentar muchos enfermedades del hígado diferentes incluyendo infecciones como hepatitis, cirrosis, cáncer y daño por medicamentos o toxinas.

 

Los síntomas de la enfermedad hepática pueden incluir

Ictericia

Dolor abdominal e inflamación

Confusión

Sangrado

Fatiga

Pérdida de peso

El alcohol puede ser tóxico para el hígado en altas dosis, y el abuso de alcohol a largo plazo es una causa común de enfermedad hepática.

El hígado está involucrado en el metabolismo de muchas toxinas, incluyendo drogas y medicamentos, químicos y sustancias naturales.

 

 

Función del hígado

La función del hígado principal es filtrar la sangre y eliminar las toxinas o fabricar muchas de las sustancias químicas requeridas por el cuerpo para funcionar normalmente, descompone y desintoxica las sustancias en el cuerpo, y también actúa como una unidad de almacenamiento.

Los hepatocitos son responsables de producir muchas de las proteínas en el cuerpo que se requieren para muchas funciones, incluyendo factores de coagulación sanguínea y albúmina, necesarias para mantener el líquido dentro del sistema circulatorio. El hígado también es responsable de la fabricación de colesterol y triglicéridos.

Los carbohidratos también se producen en el hígado y el órgano es responsable de convertir la glucosa en glucógeno que se puede almacenar tanto en el hígado como en las células musculares. También produce bilis que ayuda con la digestión de los alimentos.

El hígado desempeña un papel importante en la desintoxicación del cuerpo al convertir el amoníaco en urea que es excretada en la orina por los riñones y también descompone medicamentos y drogas, incluyendo el alcohol, y es responsable de descomponer la insulina y otras hormonas en el cuerpo.

El hígado también almacena vitaminas y químicos que el cuerpo requiere como componentes básicos como la vitamina B12, ácido fólico, hierro necesario para producir glóbulos rojos, vitamina A para la visión, vitamina D y vitamina K para ayudar a que la sangre se coagule.

 

El hígado desempeña un papel central en todos los procesos metabólicos del cuerpo. En el metabolismo de la grasa, las células del hígado descomponen las grasas y producen energía. También producen entre 800 y 1.000 ml de bilis al día que se recoge en pequeños conductos y luego se pasa al conducto biliar principal, que lleva la bilis a una parte del intestino delgado llamada duodeno. La bilis es importante para la descomposición y absorción de las grasas.

En el metabolismo de los carbohidratos, el hígado ayuda a asegurar que el nivel de azúcar en la sangre se mantenga constante. Si sus niveles de azúcar en la sangre aumentan, por ejemplo después de una comida, el hígado elimina el azúcar de la sangre suministrada por la vena porta y lo almacena en forma de glucógeno. Si los niveles de azúcar en la sangre de alguien son demasiado bajos, el hígado descompone el glucógeno y libera azúcar en la sangre.

El hígado también juega un papel importante en el metabolismo de las proteínas: las células hepáticas cambian los aminoácidos en los alimentos para que puedan ser utilizados para producir energía, o para producir carbohidratos o grasas. Una sustancia tóxica llamada amoniaco es un subproducto de este proceso. Las células hepáticas convierten el amoníaco en una sustancia mucho menos tóxica llamada urea, que se libera en la sangre. La urea se transporta a los riñones y sale del cuerpo a través de la orina.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here