Síntomas de presión alta que debe conocer

El problema con los síntomas de presión alta es que a menudo se asocia con pocos o ningún síntoma. Mucha gente lo tiene desde hace años sin saberlo. El hecho de que la presión alta a menudo no tenga síntomas no significa que sea inofensiva ya que causa daño a sus arterias.

La presión arterial alta también es un factor de riesgo para el accidente cerebrovascular, ataque cardíaco y otros problemas cardiovasculares.

 

Las lecturas de la presión arterial tienen dos números: la lectura superior es el número sistólico, que es la presión en los vasos sanguíneos cuando el corazón se contrae y la lectura inferior es el número diastólico, que mide la presión en las arterias cuando el corazón se relaja entre latidos.

Los dos números juntos mostrarán si su presión arterial es saludable o no. Una alta sistólica de 140 en adelante o una diastólica de 90 en adelante ya se considera como presión alta. Aunque los números pueden ser diferentes para adultos, niños y mujeres embarazadas.

 

La presión arterial saludable en adultos es por debajo de 120 sistólica y 80 diastólica. La presión arterial entre 120/80 y 140/90 es normal aunque si está en el extremo superior, también puede ser una señal de prehipertensión por lo que usted tiene un mayor riesgo de desarrollar presión arterial más adelante.

 

La presión alta es generalmente una condición crónica. Existen dos categorías principales de presión alta:

Primaria – es la presión alta que no es el resultado de una causa específica, sino que se desarrolla gradualmente con el tiempo. Muchos de estos casos se atribuyen a factores hereditarios.

Secundaria – es la presión arterial alta que es el resultado directo de una condición de salud separada.

Uno de los aspectos más peligrosos de la hipertensión es que casi un tercio de las personas que tienen presión alta no lo saben. La única manera de saber si su presión arterial está alta es a través de chequeos regulares.

 

Síntomas de presión alta a tener en cuenta

Si usted tiene cualquiera de estos síntomas, consulte a un médico inmediatamente. Usted podría estar teniendo una crisis hipertensiva que podría llevar a un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular.

Dolor de cabeza severo

Fatiga o confusión

Problemas de visión

Dolor en el pecho

Dificultad para respirar

Latidos cardíacos irregulares

Sangre en la orina

 

 

Síntomas de presión alta raros

En raras ocasiones, las personas pueden tener síntomas tales como:

Dolores de cabeza sordos

Mareos

Hemorragias nasales frecuentes

 

 

Síntomas de presión alta de emergencia

Cuando se presentan los síntomas, por lo general sólo ocurre cuando la presión arterial aumenta repentinamente y es lo suficientemente alta como para ser considerada una emergencia médica.

La crisis hipertensiva se define como una lectura de la presión arterial de 180 o más para la presión sistólica o 110 o más para la presión diastólica. Si usted está revisando su propia presión arterial y obtiene una lectura tan alta, espere unos minutos y luego vuelva a revisarla para asegurarse de que la primera lectura fue precisa.

 

Otros síntomas de una crisis hipertensiva pueden incluir:

Cefalea intensa

Gran ansiedad

Respiración entrecortada

Hemorragia nasal

Después de esperar unos minutos, si su segunda lectura de la presión arterial sigue siendo 180 o más, no espere para ver si su presión arterial baja por sí sola. Llama a urgencias inmediatamente.

La crisis hipertensiva de emergencia puede resultar en complicaciones graves, incluyendo líquido en los pulmones, inflamación o sangrado cerebral, un desgarro en la arteria principal del corazón, accidente cerebrovascular o convulsiones.

 

Síntomas de presión alta durante el embarazo

Si la presión arterial alta continúa después de 20 semanas de embarazo, pueden surgir complicaciones como la preeclampsia. La preeclampsia puede causar daño a los órganos y al cerebro, lo que puede ocasionar convulsiones mortales.

En algunos casos puede ocurrir durante el embarazo por un número de factores:

Obesidad

Inactividad

Tabaquismo y alcohol

Antecedentes familiares de problemas renales o hipertensión

Más de 40 años de edad

Embarazos con más de un hijo

Embarazo por primera vez

 

Los síntomas de esto son:

Proteína en muestras de orina

Dolores de cabeza constantes

Inflamación excesiva de manos y pies.

La hipertensión arterial durante el embarazo puede hacer que el bebé nazca prematuramente, se separe de la placenta o requiera un parto por cesárea. En la mayoría de los casos, la presión arterial volverá a la normalidad después del parto.

 

Cuándo ir al médico por síntomas de presión alta

Llame a su médico si alguno de los tratamientos no está funcionando para reducir la presión arterial alta después de dos o tres lecturas. Ningún cambio puede ser el resultado de otro problema que ocurre con la presión arterial alta. Estos también pueden ser los síntomas de algo más o un efecto negativo del medicamento. En este caso, puede ser necesario recetar otro medicamento para reemplazar el que causa molestia.

También debe llamar a su médico si usted experimenta:

Visión borrosa

Fatiga

Náuseas

Confusión

Respiración entrecortada

 

Complicaciones de la presión alta

Con el tiempo, la presión arterial alta no tratada puede causar enfermedad cardíaca y complicaciones relacionadas como ataque cardíaco, accidente cerebrovascular e insuficiencia cardíaca.

Otros problemas potenciales son:

Pérdida de visión

Daño renal

Disfunción eréctil

Acumulación de líquido en los pulmones.

Pérdida de memoria

 

 

Que hacer ante los síntomas de la presión alta

Hay un número de tratamientos para los síntomas de presión alta, que van desde cambios en el estilo de vida, pérdida de peso y medicamentos. Los médicos determinarán el plan para determinar si usted tiene hipertensión arterial.

Con una buena alimentación y ejercicio viene un peso saludable. El control adecuado del peso ayuda a reducir el colesterol y la presión arterial alta. También disminuyen otros riesgos causados por el sobrepeso.

 

Cambios en la dieta

Comer sanamente es una manera efectiva de ayudar a reducir la presión arterial alta. Se recomienda consumir alimentos bajos en sodio y sal, y altos en potasio. Algunos alimentos saludables para el corazón incluyen frutas, verduras, legumbres, pescado rico en aceites omega 3 como el aceite de krill.

Los alimentos a evitar son alimentos y bebidas con alto contenido de azúcar, carne roja, aceite de coco y el exceso de alcohol.

 

Ejercicio

La actividad física es otro cambio importante en el estilo de vida para controlar la hipertensión arterial. Hacer ejercicios aeróbicos y cardiovasculares unas cuantas veces a la semana son ejercicios simples que harán que la sangre bombee.

 

Estrés

Otra manera de tratar la presión arterial alta es tratando de eliminar y evitar los síntomas de estrés. El estrés elevará la presión alta. Pruebe diferentes métodos para aliviar el estrés como el ejercicio, la meditación o la música.

 

Medicamentos

Hay una variedad de medicamentos que se pueden usar para tratar la presión alta si los cambios en el estilo de vida por sí solos no están ayudando. La mayoría de los casos requerirán hasta dos medicamentos diferentes.

Los diuréticos eliminan el exceso de sodio del cuerpo, los betabloqueadores retrasan los latidos del corazón que ayuda a reducir el flujo sanguíneo a través de las venas.

Los bloqueadores de los canales de calcio relajan las células sanguíneas bloqueando el calcio de entrar dentro de las células musculares del corazón y los vasos sanguíneos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here