Sistema tegumentario – Que es, órganos, funciones, importancia

El sistema tegumentario consiste en varios órganos como son la piel, el cabello, las uñas y las glándulas exocrinas. Su función principal es actuar como una barrera para proteger el cuerpo del mundo exterior, retener fluidos corporales, proteger contra enfermedades, eliminar productos de desecho y regular la temperatura corporal.

Para hacer sus funciones el sistema tegumentario trabaja con otros sistemas del cuerpo, cada uno de los cuales tiene un papel que desempeñar en el mantenimiento de las condiciones para funcionar correctamente.

La piel tiene sólo unos pocos milímetros de grosor y es el órgano más grande del cuerpo, forma la cubierta externa del cuerpo y lo protege de los productos químicos, las enfermedades, la luz ultravioleta y el daño físico. El cabello y las uñas se extienden desde la piel para reforzarla y protegerla del medio ambiente. Las glándulas exocrinas del sistema tegumentario producen sudor, grasa y cera para enfriar, proteger e hidratar la superficie de la piel.

 

El cuerpo es un sistema complejo que consiste en varios sistemas que ayudan a funcionar adecuadamente, por ello estos órganos trabajan con otros sistemas en su cuerpo para mantener y apoyar las condiciones que sus células, tejidos y órganos necesitan para funcionar.

La piel es uno de los primeros mecanismos de defensa del sistema inmunológico. Las glándulas diminutas de la piel secretan aceites que mejoran la función de barrera de la piel. Las células inmunitarias viven en la piel y proporcionan la primera línea de defensa contra las infecciones.

Al ayudar a sintetizar y absorber la vitamina D, el sistema tegumentario trabaja con el sistema digestivo para estimular la absorción de calcio de nuestra dieta. También trabaja estrechamente con el sistema circulatorio y los capilares superficiales a través de su cuerpo. Debido a que ciertas sustancias pueden entrar al torrente sanguíneo a través de las redes capilares de la piel, se pueden utilizar parches para administrar medicamentos.

La piel también es importante para ayudar a regular la temperatura corporal normal. Si usted tiene demasiado frío o demasiado calor, su cerebro envía impulsos nerviosos a la piel, que tiene varias maneras de aumentar o disminuir la pérdida de calor de la superficie utilizando los capilares cerca de la superficie que pueden abrirse cuando el cuerpo necesita refrescarse y cerrarse cuando quiere conservar el calor entre varias de las funciones del sistema tegumentario.

También contribuye a numerosos procesos fisiológicos, especialmente los que intervienen en la regulación del entorno interno del cuerpo para mantener una condición estable.

 

 

Sistema tegumentario – Que es, órganos, funciones, importancia

 

 

Órganos del sistema tegumentario

El sistema tegumentario se compone de varios órganos que actúan para llevar a cabo algunas funciones corporales:

La piel

La piel esta formada por tres capas:

Epidermis

Es la capa más superficial de la piel que cubre casi toda la superficie del cuerpo y la protege. Sólo una décima parte de un milímetro de grosor y está compuesta de 40 filas de células epiteliales escamosas apiladas. No contiene sangre ni vasos sanguíneos por lo que recibe todos sus nutrientes a través de la dermis.

La epidermis está formada por varios tipos especializados de células:

Casi el 90% de la epidermis está formada por células conocidas como queratinocitos. La queratina hace que los queratinocitos sean muy duros, escamosos y resistentes al agua.

En aproximadamente el 8% de las células epidérmicas, los melanocitos forman el segundo tipo celular más numeroso de la epidermis que producen melanina para proteger la piel de la radiación ultravioleta y las quemaduras solares.

Las células de Langerhans son las terceras células más comunes de la epidermis y constituyen algo más del 1% de todas las células epidérmicas. Su papel es detectar y combatir los patógenos que intentan entrar en el cuerpo a través de la piel.

Las células de Merkel constituyen menos del 1% de todas las células epidérmicas, pero tienen la importante función de detectar el tacto donde se conectan a las terminaciones nerviosas de la dermis para sentir el tacto ligero.

En la mayor parte del cuerpo la superficie palmar de las manos y la superficie plantar de los pies, la piel es más gruesa que en el resto del cuerpo y hay una quinta capa de epidermis. La región más profunda de la epidermis es el estrato basal, que contiene las células madre que se reproducen para formar todas las demás células de la epidermis.

 

Dermis

Es la capa profunda de la piel que se encuentra debajo de la epidermis. Está compuesta principalmente de tejido conectivo irregular denso junto con tejido nervioso, sangre y vasos sanguíneos. Es mucho más gruesa que la epidermis dandole a la piel su fuerza y elasticidad. Dentro de la dermis hay dos regiones distintas:

Capa papilar

Es la capa superficial de la dermis que linda con la epidermis. Contiene muchas extensiones llamadas papilas dérmicas que sobresalen superficialmente hacia la epidermis. Las papilas dérmicas aumentan la superficie de la dermis y contienen muchos nervios y vasos sanguíneos que se proyectan hacia la superficie de la piel. La sangre que fluye a través de las papilas dérmicas proporciona nutrientes y oxígeno a las células de la epidermis. Los nervios de las papilas dérmicas se utilizan para sentir el tacto, el dolor y la temperatura a través de las células de la epidermis.

Capa reticular

Es la parte más gruesa, profunda y resistente de la dermis. Está hecha de tejido conectivo denso e irregular que contiene muchas fibras duras de colágeno y elastina elástica que corren en todas direcciones para proporcionar fuerza y elasticidad a la piel. También contiene vasos sanguíneos que sostienen las células de la piel y el tejido nervioso para sentir la presión y el dolor en la piel.

 

Hipodermis

Es una capa de tejido conectivo suelto que sirve como conexión flexible entre la piel y los músculos y huesos subyacentes, y para almacenamiento de grasa. El tejido conectivo areolar en la hipodermis contiene fibras de elastina y colágeno dispuestas libremente para permitir que la piel se estire y se mueva independientemente de sus estructuras subyacentes. El tejido adiposo graso en la hipodermis almacena energía en forma de triglicéridos.

 

Cabello

El cabello ayuda a proteger el cuerpo de la radiación UV evitando que la luz del sol golpee la piel. El cabello también aísla el cuerpo atrapando aire caliente alrededor de la piel. Es un órgano accesorio de la piel formado por queratinocitos muertos y apretados que se encuentran en la mayoría de las regiones del cuerpo menos en las palmas de las manos, las plantas de los pies, los labios, los labios menores y el glande del pene.

La estructura del cabello se puede dividir en 3 partes principales: el folículo, la raíz y el tallo. El tallo y la raíz del cabello están hechos de 3 capas distintas de células: la cutícula, la corteza y la médula. La cutícula es la capa más externa de queratinocitos. Los queratinocitos de la cutícula se apilan uno encima del otro de modo que la punta externa de cada célula se aleja del cuerpo.

Folículo piloso es una depresión de las células epidérmicas en lo profundo de la dermis. Las células madre en el folículo se reproducen para formar los queratinocitos que eventualmente forman el cabello, mientras que los melanocitos producen un pigmento que le da al cabello su color.

Raíz del cabello, la porción del cabello que se encuentra debajo de la superficie de la piel. A medida que el folículo produce nuevo vello, las células de la raíz suben a la superficie hasta que salen de la piel.

Tallo piloso consiste en la parte del cabello que se encuentra fuera de la piel.

 

Uñas

Las uñas son órganos accesorios de la piel hechos de láminas de queratinocitos endurecidos que se encuentran en los extremos de los dedos de las manos y de los pies. Su función es reforzar y protegen el extremo de los dedos y se utilizan para raspar y manipular objetos pequeños.

Tiene 3 partes principales: la raíz, el cuerpo y el borde libre.

Raíz de la uña es la porción de la uña que se encuentra debajo de la superficie de la piel.

El cuerpo de la uña es la parte externa visible de la uña.

El borde libre es la porción del extremo de la uña que ha crecido más allá del extremo del dedo.

Las uñas crecen de una capa profunda de tejido epidérmico conocida como la matriz de la uña, que rodea la raíz de la uña. Las células madre de la matriz de la uña se reproducen para formar queratinocitos, que a su vez producen proteína de queratina y se compactan en hojas duras de células endurecidas. Las hojas de queratinocitos forman la raíz dura de la uña que crece lentamente fuera de la piel y forma el cuerpo de la uña a medida que llega a la superficie de la piel.

 

Glándulas sudoríparas

Son glándulas exocrinas que se encuentran en la dermis de la piel de las que existen dos tipos principales:

Glándulas sudoríparas ecrinas se encuentran en casi todas las regiones de la piel y producen una secreción de agua y cloruro de sodio. El sudor se envía a través de un conducto a la superficie de la piel y se utiliza para bajar la temperatura del cuerpo por evaporación.

Glándulas sudoríparas apocrinas se encuentran principalmente en las regiones axilar y púbica del cuerpo. Los conductos de las glándulas se extienden hasta los folículos pilosos, de modo que el sudor producido por estas glándulas sale del cuerpo a lo largo de la superficie del tallo piloso.

Glándulas Sebáceas

Las glándulas sebáceas son glándulas exocrinas que se encuentran en la dermis de la piel y que producen una secreción grasa conocida como sebo. Las glándulas sebáceas se encuentran en todas las partes de la piel, excepto en la piel gruesa de las palmas de las manos y las plantas de los pies. En el sistema tegumentario el sebo se transporta a través de conductos a la superficie de la piel o a los folículos pilosos actúando como impermeabilizante y aumenta la elasticidad de la piel. El sebo también lubrica y protege las cutículas del cabello.

Glándulas Ceruminosas

Son glándulas exocrinas especiales que se encuentran sólo en la dermis de los canales auditivos. Las glándulas cerosas producen cerumen para proteger los canales auditivos y lubricar el tímpano. El cerumen protege las orejas atrapando material extraño que entra en el canal auditivo. El cerumen se hace continua y lentamente empuja el cerumen más viejo hacia afuera, hacia el exterior del canal auditivo.

 

Funciones del sistema tegumentario

El sistema tegumentario tiene muchas funciones, la mayoría de las cuales están involucradas en la protección y regulación de las funciones internas de su cuerpo:

Protege los tejidos y órganos del cuerpo

Protege contra las infecciones

Protege de la deshidratación

Protege contra cambios bruscos de temperatura

Ayuda a eliminar los materiales de desecho

Actúa como un receptor del tacto, la presión, el dolor, el calor y el frío

Almacena agua y grasa

 

Protección

La piel proporciona protección a sus tejidos subyacentes contra los patógenos, el daño mecánico y la luz ultravioleta. Los patógenos no pueden entrar en el cuerpo a través de la piel intacta debido a que las capas más externas de la epidermis queratinocitos duros. Por eso hay que limpiar las heridas para prevenir infecciones.

Las células epidérmicas se reproducen constantemente para reparar rápidamente cualquier daño en la piel. Los melanocitos en la epidermis producen el pigmento melanina, que absorbe la luz UV antes de que pueda pasar a través de la piel.

 

Homeostasis

La piel es capaz de regular la temperatura corporal, o homeostasis,  mediante el control de la forma en que el cuerpo interactúa con su entorno. En hipertermia, la piel es capaz de reducir la temperatura corporal a través de la sudoración y la vasodilatación. El sudor producido por las glándulas sudoríparas lleva agua a la superficie del cuerpo donde comienza a evaporarse.

La vasodilatación es el proceso mediante el cual el músculo liso que recubre los vasos sanguíneos de la dermis se relaja y permite que entre más sangre en la piel. La sangre transporta calor a través del cuerpo, alejando el calor del núcleo del cuerpo y depositándolo en la piel donde puede irradiarse fuera del cuerpo.

La vasoconstricción es el proceso de contracción de los músculos lisos de las paredes de los vasos sanguíneos de la dermis para reducir el flujo de sangre a la piel y permite que la piel se enfríe mientras que la sangre permanece en el núcleo del cuerpo para mantener el calor y la circulación en los órganos vitales utilizando el sistema tegumentario.

 

Síntesis de vitamina D

La vitamina D necesaria para la absorción del calcio de los alimentos se produce por la luz ultravioleta en la piel. Cuando la luz UV penetra a través de las capas externas de la epidermis convirtiéndolo en vitamina D3 que se convierte en los riñones en la forma activa de la vitamina D.

 

Color de la piel

El color de la piel humana es controlado por varios pigmentos: melanina, caroteno y hemoglobina. La melanina es un pigmento marrón o negro producido por los melanocitos para proteger la piel de la radiación UV. La melanina da a la piel su coloración bronceada o castaña y le da el color del cabello castaño o negro.

El caroteno es otro pigmento presente en la piel que produce un tono amarillo o anaranjado en la piel y es más notable en personas con bajos niveles de melanina.

La hemoglobina es el pigmento rojo que se encuentra en los glóbulos rojos, pero puede verse a través de las capas de la piel como un color rojo claro o rosado. La hemoglobina es más notable en la coloración de la piel durante los momentos de vasodilatación cuando los capilares de la dermis están abiertos.

 

Tacto

Dentro del sistema tegumentario la piel permite que el cuerpo perciba su entorno externo al captar señales de contacto, presión, vibración, temperatura y dolor. A lo largo de la dermis hay muchas terminaciones nerviosas libres que son simplemente neuronas con sus dendritas esparcidas por toda la dermis. Las terminaciones nerviosas libres pueden ser sensibles al dolor, calor o frío. La densidad de estos receptores sensoriales en la piel varía en todo el cuerpo, lo que hace que algunas regiones del cuerpo sean más sensibles al tacto, la temperatura y el dolor que otras.

 

Excreción

Además de segregar sudor para enfriar el cuerpo, las glándulas ecrinas sudoríparas de la piel también excretan productos de desecho fuera del cuerpo. El sudor producido por las glándulas sudoríparas ecrinas normalmente contiene en su mayor parte agua con muchos electrolitos y algunos otros oligoelementos

Además de los electrolitos, el sudor contiene y ayuda a excretar pequeñas cantidades de productos metabólicos de desecho como ácido láctico, urea, ácido úrico y amoníaco o puede ayudar a excretar el alcohol del cuerpo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here